En el caso de esta semana, nuestro joven paciente V.G. acude a la CLÍNICA CRISTINA VIYUELA + CO con inquietudes estéticas: quiere colocarse 4 carillas en los incisivos superiores para cerrar el espacio entre ellos.

“Ya soy muy mayor para llevar aparato de ortodoncia y quiero algo que me lo solucione en poco tiempo”.

Tras estudiar su caso, la doctora Cristina Viyuela considera que los diastemas deben cerrarse con un tratamiento de ortodoncia previo a las carillas dentales. De esta forma, se conseguirá una distribución más estética de los espacios, a un lado y a otro de los incisivos laterales.

En caso de colocar las carillas sin ortodoncia previa y, por tanto, sin juntar los incisivos centrales, la sonrisa resultante habría sido muy distinta de la que el paciente esperaba: los incisivos centrales habrían quedado más anchos que largos, y los laterales muy estrechos en comparación.

V.G. entendió que, si quería conseguir una sonrisa 10, no podría hacerlo sólo con un tratamiento de carillas. Las carillas dentales, de Composite o Lumineers, son la solución perfecta para muchos pacientes con imperfecciones menores o con diastemas menos pronunciados. Sin embargo, hay casos en que se precisa de un tratamiento corto de ortodoncia previo a la colocación de carillas. Esta forma de proceder no sólo potencia el resultado estético de las carillas, sino que mejora la funcionalidad de la mordida, consiguiendo así una sonrisa estética y funcionalmente perfecta.

El tratamiento más corto de Invisalign resultó la solución apropiada para el caso que hoy tratamos: en tan sólo 90 días, la doctora cerró los espacios entre dientes con Invisalign i7. Mejorar el resultado conseguido con Invisalign fue sencillo: se colocaron 2 Carillas de Composite para igualar el tamaño de los incisivos laterales, más pequeños que los centrales.

Es frecuente que los mitos acerca de la ortodoncia nos lleven en muchas ocasiones a descartarla como tratamiento para mejorar estéticamente nuestra sonrisa. Por ello, es importante tener en cuenta que existen tratamientos de muy corta duración que son el complemento perfecto para potenciar soluciones estéticas como las carillas. Invisalign i7 es un tratamiento de ortodoncia muy corto que disfruta de todas las ventajas de la ortodoncia invisible Invisalign: comodidad y estética, higiene perfecta, nada de urgencias y sin dolor. Los adultos pueden dejar de tener ”miedo” a llevar una ortodoncia molesta que los demás van a notar. Con Invisalign, no lo notas, ni lo notan.

V.G. quedó tan contento con su sonrisa que nos recomendó a su hermano. Actualmente, ambos sonríen sin complejos y nos siguen recomendando a sus amigos y familiares.

Muchas gracias a V.G. y a su hermano por la confianza depositada en CLÍNICA CRISTINA VIYUELA + CO. Enhorabuena y a disfrutar de vuestra preciosa sonrisa, una #SONRISACRISTINAVIYUELA.

CASO DE LA SEMANA: INVISALIGN i7 + CARILLAS ESTÉTICAS DE COMPOSITE, LA COMBINACIÓN PERFECTA
5 (100%) 1 voto